martes, 25 de febrero de 2014

Una mañana FedEx en el IES Chaves Nogales

Acostumbrado a trabajar en solitario, mi llegada este curso al IES Chaves Nogales ha supuesto un cambio enorme en cuanto a la manera de desenvolverme dentro del claustro de profesores. En mi centro intentamos actuar coordinadamente, nos embarcamos en proyectos comunes, compartimos dudas y certezas sobre nuestra labor como docentes. En el Departamento de Lengua Castellana y Literatura asumimos los proyectos de los compañeros como propios y los llevamos adelante entre todos, apoyándonos y resolviendo las dificultades que se presentan, al mismo tiempo que creamos otros nuevos. Llevamos un blog colaborativo donde publicamos distintas experiencias educativas y los trabajos que producen los alumnos.

Una de las ventajas de entender la educación de este modo es que podemos compartir también aquello que encontramos por la red y que nos parece adaptable para nuestro centro. Algo así ocurrió cuando utilicé la lista de correo interna para difundir el artículo La sorprendente verdad sobre lo que motiva a tus alumnos. Acaso me movió a ello la paradoja de que aumentando los incentivos por un trabajo se consigue en muchos casos que el rendimiento, en vez de mejorar, empeore. La motivación extrínseca funciona sólo hasta cierto punto. Por el contrario, la motivación intrínseca hace que los resultados sean más creativos y satisfactorios. El artículo está basado en el libro de Dan Pink. Las ideas fundamentales del mismo se pueden encontrar en esta charla de su autor.

Me agradó, sin embargo, que el debate posterior a la lectura del artículo se centrara en la posibilidad de llevar a cabo en nuestro centro la idea de las "tardes FedEx". Con este nombre se denomina una práctica que pretende que los alumnos y alumnas acuerden libremente trabajar sobre aquello que les guste (y, por tanto, les motive). De este modo, el aprendizaje se produce por la necesidad de organizarse, realizar elecciones, enmendar errores y tomar decisiones. Es una experiencia que pretende incrementar la motivación en busca de resultados más creativos.

Discutimos la mejor forma de llevarlo a cabo en nuestro instituto. No conseguimos encontrar informaciones sobre otros centros educativos que lo hubieran intentado, aunque sí algunas menciones dentro del mundo empresarial (Google, entre otros). Al final, programamos la actividad para el pasado 7 de febrero.

La propuesta quedó de la siguiente forma. Se "cedían" las últimas tres horas lectivas de un viernes para que cada grupo del instituto (son catorce, de 1º, 2º y 3º de ESO) diseñara y llevara a cabo un proyecto, representativo de los gustos de los individuos que forman el grupo, que debían presentar a la comunidad educativa durante la Semana Cultural (finales de febrero). A cada grupo le fue asignado un profesor o profesora que funcionaría tan sólo de asesor u orientador a la hora de seleccionar la tarea, organizar pequeños grupos de trabajo, tomar decisiones, aportar material necesario, etc. El resto de profesorado realizaría tareas de apoyo y se encargaría del servicio de guardia.

Me correspondió encargarme de un grupo de 1º de ESO. La propuesta que mereció más apoyos fue la de diseñar una yincana. En primer lugar, los alumnos se informaron de qué es una yincana y los distintos tipos que existen. Después pasaron a elegir un tema unificador de todas las pruebas. Se decidió que cada una de las pruebas debía basarse en una película diferente; por tanto, la yincana tendría como elemento común el cine. Entonces se decidieron las películas que formarían parte de la actividad propuesta.

En grupos de cuatro, los alumnos debían diseñar tres pruebas distintas (alternando físicas y mentales) basadas en la película que hubieran escogido; posteriormente se ponían en común para elegir una de ellas. Por ejemplo, la prueba de El Señor de los anillos consistía en encontrar a un alumno portador del anillo a quien tendrían que hacer determinadas preguntas. Otro grupo se encargó de elaborar unas normas para participar en la yincana: número de participantes por cada grupo, puntuaciones de cada prueba, mecanismos de participación, declaración de vencedores, etc.

A la vez que trabajábamos todos estos aspectos, por las dependencias del instituto los alumnos se movían de un lugar a otro, grababan imágenes, practicaban coreografías, solicitaban opiniones, apuntaban grupos de alumnos a diversas actividades, todo en una suerte de caos creativo (quiero creer que controlado, al menos reflejo de una lógica interna). Los profesores, con más o menos acierto, intentábamos mantener a los grupos centrados en sus labores y cooperar en lo que fuese necesario.


Los proyectos que salieron de esta jornada han sido muy variados y unos tienen más posibilidades de desarrollo que otros. Fundamentalmente se han centrado en la grabación de vídeos y en la elaboración de pruebas culturales y deportivas.








PROYECTOS DE
1º DE ESO
Promoción del instituto mediante un anuncio que incluye un rap, una coreografía y un graffiti con la mascota del centro.
Grabación de un video con mensajes acerca de las ventajas del trabajo en grupo.
Los alumnos van a realizar una coreografía que represente a su grupo, ya que es un grupo muy activo.
Cortometraje de misterio. Intentaremos teneros en suspense….
Utilizando distintas películas como hilo conductor, proponen la realización de una serie de pruebas en una yincana cinematográfica
Una yincana con los distintos juegos populares del mundo.





PROYECTOS DE
2º DE ESO
Grabación de un corto de terror/suspense.
Lipdub para enseñar el instituto y enseñar su grupo
Ante la imposibilidad de ponerse de acuerdo han decidido realizar dos actividades, que representan sus distintos gustos e intereses.
Grabación de una edición del programa La voz.
Grabación de un programa de televisión estilo Tú sí que vales, con actuaciones y anuncios








PROYECTOS DE
3º DE ESO
Un grupo ha preparado yincana basada en conocimientos de inglés por niveles.

Otro grupo hace una especie de portal en el que se recogen las reflexiones de un adolescente en clave de humor...
Actividades deportivas eliminatorias, en las que los participantes donarán 50 céntimos para el fondo del viaje de fin de curso.

Exhibición de zumba y preparación de un taller para la Semana Cultural.
Coreografía de un mix de canciones, de diferentes estilos musicales. Cada canción la bailará un grupo distinto de alumnos.

Aunque aún se encuentra sin evaluar en todos sus aspectos, y teniendo en cuenta las peculiaridades de cada grupo y del profesorado encargado de orientarlos, los resultados obtenidos en esas tres horas lectivas son muy alentadores. Muchas de estas actividades las veremos y disfrutaremos en estos días de la Semana Cultural; otras, por ambiciosas, han tenido que posponerse para otros momentos; todas tendrán su difusión entre la comunidad. Como muestra de estos productos creativos y originales, sirva este vídeo que treinta alumnos y alumnas de 2º de ESO planificaron, coreografiaron y grabaron en estas tres horas (la edición es posterior):




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada